dimecres, 26 d’agost de 2020

Mitos y leyendas de Europa


Hoy gracias a la masa crítica de Babelio he descubierto una nueva editorial en su vertiente infantil y juvenil, Editorial Verbum ya ha entrado en nuestra biblioteca.

Mitos y leyendas de Europa se nos presenta con una portada donde se combina el color de la noche y el de la piedra, la noche envuelve a Medusa partida en dos, un mito que parece haber caído bajo su propia maldición ante los ojos del lector.

Este breve volumen de apenas noventa y cinco páginas intenta presentar ocho breves relatos escritos por ocho plumas diferentes en os cuales los jóvenes lectores se introducen en el mundo de lo onírico, lo mágico, lo inexplicable que se mezcla a su vez con una realidad plausible.

Un viaje a otro tiempo, a otros lugares, a culturas diferentes y sus propias creencias sobre la vida, la muerte, lo divino, lo humano y lo inexplicable.

Aquí podrán encontrar los relatos “El invierno de la bruja” de Gabriela Alcolea González, “El despertar de la Tierra Meiga” de Glauber A. Senarega, “Fuenterrabía, pueblo de vikingos” de Iñaki Sainz de Murieta, “Al encuentro del Holandés Errante” de Julia Rosa Vázquez, “Los niños verdes de Woolpit” de M. Carmen González López, “La dama blanca de Rosenberg” de Nati Sánchez, “En el bosque de Artemisa o el nacimiento de Sofía” de Sergio De Los Reyes y “Los Aquiles” de Yoandy Cabrera.

Es difícil compararlos entre ellos dado que la prosa de cada autor es diferente al mismo tiempo que sucede lo mismo con la temática, dado que cada uno de ellos se centra en un cuento, un relato, una historia transmitida en el tiempo y con visiones personales, dado que todos los mitos se forjan de un hecho puntual pero cada narrador a lo largo de la historia modifica su manera de presentarlo al siguiente.

Sé que van dirigidos a jóvenes lectores pero me han sabido a poco, son demasiado cortas las narraciones y por ello no dejan de ser un breve apunte de lo que la historia podría dar de sí, algunos me han gustado más que otros… quizás mi favorito sea la narración de “Al encuentro del Holandés Errante” pero me gustaría puntualizar que es una visión personal y subjetiva.

Poco más os puedo decir sin contaros los mitos propiamente dichos, así que os toca entrar por la puerta del tiempo, tomar el camino del espacio temporal y creer en lo increíble para abrir un mundo pasado que en cierto modo es el cimiento del nuestro.