dijous, 28 de maig de 2015

El Trono de la Luna Creciente



Os presentamos una historia que bien podría haber susurrado Sherezade al sultán Shahriar en una de sus mil y una noches cautivándolo y manteniéndolo así despierto prolongando su vida una noche más.

Saladin Ahmed nos presenta su primera novela El trono de la Luna Creciente, una novela que ha recibido merecidas críticas que le han otorgado el Premio Locus en 2012 a la mejor novela y fue finalista de los premios Nebula y Hugo a la mejor novela del año. Asimismo recibió una nominación a los British Fantasy Awards en la categoría de mejor debut.

Una novela que pretendía ser una unidad completa en sí misma, alejándose de las sagas y trilogías que últimamente abundan en el género fantástico, pero debido a su complejo mundo y a su cautivadora historia, el propio autor ya ha confirmado una secuela de la misma.

A los que nos gusta el género fantástico solemos encontrarnos inmersos en mundos distópicos, épocas de caballeros con brillantes armaduras o mundos inverosímiles donde perderse es sumamente plausible, Fantascy nos sorprende con una novela mágica de por si donde parte de su riqueza será extraída de la cultura árabe, de los aromas de los bazares, de las calles estrechas y  del bullicio de las grandes ciudades ricas en culturas y tradiciones.

El lector quedará rápidamente fascinado por unos personajes donde, aunque parezca raro, los buenos no son tan buenos, tienen sus luces y sus sombras y en el filo de la navaja deberán decidir su propio destino y el de aquellos que les acompañan.

Un punto muy favorable es la presentación de los personajes femeninos que normalmente en este estilo suelen ser damiselas en apuros o verdaderas brujas, pero que en El trono de la Luna Creciente son independientes, fuertes, llenas de recursos, valientes y atractivas, mi favorita Zamia (chica-león). 

Los personajes masculinos representan en parte al cazador, al ladrón y al aprendiz, todos ellos a su manera son héroes y antihéroes dedicados a restablecer el orden en un momento de caos, de rebelión y donde una serie de asesinatos con firma sobrenatural están asolando la ciudad.

De la mente del autor surge pura magia, un sortilegio donde quedaremos atrapados y con ansias de mucho más, aunque reconozco que su tempo no es muy constante y que hay algún momento donde las descripciones ralentizan la narración.

Estamos ante las puertas de un mundo nuevo regido por la espada y la magia, por la voluntad y el corazón, un mundo exótico y muy humano que invita a descubrir el género de ficción con otros ojos.

Una experiencia nueva y única.


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada