dimecres, 14 de desembre de 2016

Me enamoré de un Lord



Titania nos presenta la segunda  entrega de la serie “Se busca príncipe” de Katharine Ashe, tras presentarnos a las tres hermanas protagonistas en “Me casé con el duque” ahora descubriremos el destino de Ravenna, la hermana pequeña, una joven de gran belleza y rasgos zíngaros, de amable corazón pero cerrado al amor.

En Me enamoré de un Lord, Ravenna es enviada con sus dos protectores a una fiesta en un castillo, lo que ella desconoce es que la finalidad de dicha fiesta es que el Príncipe heredero de Portugal encuentre esposa y centre su vida o lo que se parece más a la caza de una corona por parte de grandes damas de la aristocracia.

Ravenna no está interesada para nada con el príncipe, aunque una profecía predijo que una de las tres hermanas debía casarse con uno para descubrir quién eran sus padres, está no quiere entrar en el juego.

Aunque esta es una segunda parte, la autora da breves pinceladas que sitúan la historia de las hermanas, de manera que se puede leer de manera independiente, pero os recomiendo que leáis las dos entregas.

Entre vestidos y joyas, la cacería del príncipe comienza con un asesinato y nadie mejor que la perspicaz e inteligente Ravenna y el joven Vitor, hermanastro del príncipe y apuesto caballero para descubrir al asesino entre tantas mascaras.

La trama se complicará, ataques por sorpresa, amores no correspondidos, infidelidades, el mundo del servicio y de la alta sociedad, sangre y damas afligidas serán algunos de los elementos que decoraran parte de una historia romántica entre nuestros dos jóvenes entre los que saltan chispas y que por miedo se alejaran el uno del otro.

La recreación fiel de la historia en su marco crea un ambiente plausible mezclado con la ficción de unos personajes sólidos y creíbles, algunos habrá que quererlos y a otros odiarlos, pero en definitiva un caos de lujo en un castillo nevado.

También me gusta el juego metafórico de la elección por parte del príncipe de representar “Romeo y Julieta” con los invitados, dos jóvenes separados por sus familias, mientras que nuestros protagonistas parecen no vivir en el mismo mundo ni clase social, un acierto que se agradece.

Una historia irónica y burlesca con las mujeres frívolas de la época, con los hombres duros de cuerpo y con corazones románticos y con la pasión desbordada que llama a la puerta del corazón más duro.

Una novela, que como indica su título, Ravenna no se casará con el Príncipe, así que solo quedará la esperanza de que sea Eleanor, la hermana mayor quien lo enamoré… quizás en su próxima entrega lo descubramos.

Está es vuestra oportunidad de enamoraros de un Lord que poco lo parece y que seduce con su simple presencia, aquí os dejo sus primeras páginas. Bienvenidas a la seducción de unos ojos profundos.

 

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada